martes, 22 de diciembre de 2009

Lo peor que hace el oficialismo es atacar a Cobos

Luego de casi diez años de participar en temas vinculados a la comunicación política y teniendo en cuenta la situación actual del sistema de medios de comunicación estoy convencido que lo peor que pueden hacer quienes pertenecen a sectores vinculados al Gobierno es atacar al vicepresidente de la nación Julio Cobos.
Todavía es difícil de entender cómo, los encargados de comunicar al Gobierno y al oficialismo, no se han dado cuenta. Cómo no han detectado que la mayor exposición y los aumentos en la imagen del vicepresidente se produjeron luego de que este temblorosamente decidió votar negativamente contra la resolución 125. Cómo no perciben que lo que hizo y hace “la gente” y la mayoría del sistema mediático es ponerse del lado del más débil ante los ataques de la oposición.

En el caso de los últimos no sólo porque se encuentran en una disputa con el Gobierno por la Ley de medios audiovisuales sino por el hecho noticioso que generan determinadas frases producidas por fuentes con peso político.

En aquél momento basta con recordar los pedidos de renuncia del Senador Miguel Angel Pichetto y Carlos Kunkel. O los reiterados parecidos buscados por el Jefe de Gabinete, Anibal Fernández, entre Lucifer y Cobos. O la recurrente ecuación propagandística que dice Cobos = Traidor. Simplemente en Google hay 149.000 entradas que relacionan al vicepresidente con la palabra traidor.

Por estos días apareció el Secretario General de la CGT, Hugo Moyano, para definir como indigno y ridiculizar al vicepresidente de la Nación al compararlo con la travesti Zulma Lobato. En este sentido siguiendo las propias palabras del líder de los camioneros la pregunta es entonces para qué. ¿Para qué seguir generando presencia mediática de un hombre al que la gente, según dicen, simplemente le tiene simpatía?.

Es preciso que el sector agrupado en el oficialismo comprenda que un político en actitud de víctima pero con la valentía para defenderse genera simpatía ya que la gente siempre tiende a ponerse del lado del más débil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios y sugerencias